¿Qué es una Declaración Ambiental de un Producto (EPD)?

¿Qué es una Declaración Ambiental de un Producto (EPD)?

Los materiales de construcción juegan un papel importante en el impacto ambiental que tendrá una edificación, ya que en el proceso de su fabricación consumen recursos, generar residuos, demandan energía, agua, etc. volviendo necesario contar con información comparable, cuantificable que permita valorar el impacto ambiental que tiene los productos en el momento de construir un proyecto sostenible

La normativa ISO 14 020: “Etiquetas y Declaraciones Ambientales” es conjunto de herramientas voluntarias como mecanismos mediante los cuales se le proporciona a los compradores información sobre los efectos ambientales del consumo o utilización de un determinado producto obtenido por medio de métodos científicos que proveen información sobre el proceso de fabricación del mismo.

De acuerdo con las normas ISO, se definen tres tipos de etiquetado ambiental de un producto, y se clasifican en:

Tipo I: Etiquetas verdes (Norma ISO 14024) Características del producto que lo hacen amigable con respecto a otros comparados

Tipo II: Auto declaraciones Ambientales (Norma ISO 14021). Las cuales son avaladas por el mismo fabricante enfatizando ciertos requerimientos.

Tipo III: Declaración Ambiental de un Producto (Norma ISO 14025). Contienen información sobre los datos ambientales de ciclo de vida de un producto o servicio.

Siendo el último Tipo III: Declaración Ambiental de un Producto (EPD por sus siglas en inglés Environmental Product Declaration) la de mayor credibilidad al ser la única que está sujeta a la verificación de la información por un ente tercero independiente, y luego ser publicadas y ser disponibles su información de manera online.

Las EPD ofrecen un estándar internacional de comunicación para comparar y describir objetivamente el impacto ambiental de un producto a lo largo de todo su ciclo de vida, desde su creación hasta su disposición final, esto es regulado bajo la normativa ISO 14 025.

Los pasos seguir para realizar una EPD son:

1. Seleccionar las Reglas de Categoría del Producto (PCR) relacionados con el producto
2. Realizar un Análisis de Ciclo de Vida (LCA) del producto
3. Recolectar información resultante en formato EPD
4. Verificar la información por medio de un ente tercero acreditado
5. Registro y publicación de EPD

Como primer paso es seleccionar las Reglas de Categoría del Producto (PCR por sus siglas en inglés Product Category Rules) las cuales son un conjunto de reglas específicas, requisitos y lineamientos para el desarrollo de EPD para una o más categorías de producto.

Una de las etapas fundamentales es el recolectar información por medio de los métodos presentados en la ISO 14 025 descrito en el Anexo A del documento Instrucciones del Programa General. Describiendo el Análisis del Ciclo de Vida (LCA por sus siglas en inglés Life Cycle Assesment) la cual es una herramienta que analiza el impacto ambiental de un producto, sistema o servicio desde la adquisión de materia prima, producción, uso y fin de vida útil. Al identificar el impacto crítico, puede reducir los impactos ambientales donde son más beneficiosos y rentables.

Actualmente existen diversas organizaciones que pueden verificar la información de la EPD como lo son: NSF International (National Sanitation Foundation), Institut Bauen und Umwelt e.V., The International EPD System entre otros.

Las declaraciones ambientales de producto no es una evaluación de un producto de construcción, pero muestra claramente el impacto ambiental comparado con otro de su misma categoría ayudando a identificar el adecuado para un proyecto sostenible respaldado por normas internacionales y un ente tercero.

ESTÁNDARES ASHRAE Y SU APLICACIÓN EN LA CERTIFICACIÓN LEED 

ESTÁNDARES ASHRAE Y SU APLICACIÓN EN LA CERTIFICACIÓN LEED 

Las edificaciones sostenibles, especialmente las que cuentan con una certificación reconocida como LEED, WELL, EDGE; tiene referencia a estándares y normativas de instituciones compuestas por expertos para garantizar el bienestar de los espacios interiores; por lo que en temas tales como la calidad de ambiente interior, tienen referencias tales como los estándares de las ASHRAE que considera cada una de las características que debe tener un espacio para generar bienestar en los usuarios

La Sociedad Americana de Ingenieros de Calefacción, Refrigeración y Aire Acondicionado ASHRAE (por sus siglas en inglés) es una asociación de tecnología para edificios con más de 56.000 miembros mundialmente, concebida en 1959 debido a la fusión de la Sociedad de Ingenieros de Calefacción y Aire Acondicionado (ASHAE) fundada en 1894, y la Sociedad Americana de Ingenieros de Refrigeración (ASRE) fundada en 1904. 

La asociación y sus miembros se enfocan en los sistemas de edificios, la eficiencia energética, la calidad del aire interior y la sostenibilidad. Es por esto que el cumplimiento de estos estándares son parte fundamental para un buen desarrollo de proyectos sostenibles. Dentro de la Certificación LEED (link articulo certificaciones) toma como referente los estatus establecidos dentro de los estándares, enfocados en la optimización en las categorías de energía y calidad de ambiente interior, los cuales se detallan a continuación:

ANSI/ ASHRAE/ IESNA Standard 90.1 “Standard de Energía para edificaciones, excepto los edificios residenciales de baja altura”. El propósito de este estándar es brindar los requerimientos mínimos para un diseño energético eficiente desde una línea base para comparar con el modelado energético del proyecto a intervenir, todo esto indicado en el apéndice G del estándar. 

ANSI/ASHRAE/ USGBC /IES Standard 189.1
 el propósito de esta norma es proporcionar enunciados que mejoren la manera de concebir el emplazamiento diseño, construcción, y operación de proyectos sostenibles.

ANSI / ASHRAE 62.1, “Ventilación para una Calidad de Aire Interior Aceptable”, describe las tasas mínimas de ventilación y monitoreo para lograr una calidad de ambiente por medio de ventilación mecánica y natural al interior de los espacios, que proporcione confort, bienestar y productividad para los ocupantes, minimizando los efectos adversos para la salud. Estos requerimientos son fundamentales para garantizar los requerimientos mínimos adecuados para un buen desempeño de la calidad de ambiente interior en LEED por medio de estrategias como la implementación de sensores de dióxido de carbono y accesibilidad a termostatos.

ANSI / ASHRAE 55, “Condiciones Ambientales Térmicas para la Ocupación Humana”, especifica las condiciones térmicas adecuadas para los ocupantes y es aplicada durante la etapa diseño, operación y comisionamiento de la climatización del edificio. Esta normativa es la referencia para el crédito Confort Térmico en la certificación LEED tomando en cuenta la base de datos sobre el clima donde se encuentra el proyecto además de documentar la humedad relativa, la temperatura al exterior y brindar controles de regulación del aire con el fin de brindar confort térmico en los usuarios.

ASHARE 52.2 “Método de prueba de dispositivos de limpieza de aire de ventilación general para la eficiencia de eliminación por tamaño de partículas”, está busca el garantizar que fluya el aire por medio de la inyección de aire exterior y así nivelar los niveles de CO2 concentrado en un espacio. Cada sistema de ventilación debe de tener filtro que regule las partículas exteriores que puedan afectar la salud de las personas, estos deben de contar con un mínimo de eficiencia valor reportado (MERV, por sus siglas en inglés) en LEED en su crédito Estrategias que promuevan la Calidad de Ambiente Interior se requiere que sean de nivel MERV 13 o superiores, estos deben de tener su respectivo mantenimiento para garantizar su funcionalidad.

El cumplimiento de los requerimientos mínimos de los estándares alta exigencia de ASHRAE, promueven la optimización de energía y calidad de ambiente interior en la etapa de diseño, construcción y mantenimiento de un proyecto sostenible, teniendo como resultado un nivel superior en la certificación LEED donde se garantice la eficiencia energética por medio del cumplimiento de la categoría Energía y Atmósfera  y el bienestar en la salud de los ocupantes aplicados dentro de la categoría Calidad de Ambiente Interior

CALIDAD DE AMBIENTE INTERIOR BAJO ESTÁNDARES INTERNACIONALES: CERTIFICACIÓN LEED

CALIDAD DE AMBIENTE INTERIOR BAJO ESTÁNDARES INTERNACIONALES: CERTIFICACIÓN LEED

La calidad de aire en el interior de los espacios donde se encuentra una considerable cantidad de personas por un periodo largo de tiempo, como lugares de trabajo y viviendas, es determinante para su bienestar y estilo de vida. 

Se producen contaminantes debido al sistema de ventilación insuficiente, malas prácticas relacionadas al uso de ciertos productos, y limpieza y mantenimiento deficiente creando focos de infección de enfermedades para los ocupantes; generando el conocido Síndrome del Edificio Enfermo SEE, que no se considera como una enfermedad del edificio en sí sino como el conjunto de enfermedades que sufren los ocupantes que están ocasionadas o estimuladas por la contaminación del aire en los espacios cerrados o el mal estado del edificio.

Dentro de las fuentes comunes que afectan la calidad del aire en el interior, y que no se pueden percibir a simple vista, se encuentra: 

·         El humo emitido por el tabaco dentro del edificio o cercano a entradas de aire

·         Materiales en el edificio, como pinturas, adhesivos y selladores; que emiten Compuestos Orgánicos Volátiles, en inglés VOC, que son sustancias que se vaporizan a temperatura ambiente y provocan daños a la salud

·         Moho provocado por la humedad de los materiales

·         Respiración de los ocupantes en lugares donde no hay una circulación adecuada del aire, generando la presencia de gérmenes por el aumento del dióxido de carbono. 

Ante esto, LEED – Leadership in Energy and Environmental Design aborda entre sus categorías la Calidad de Ambiente Interior o Indoor Environmental Quality IEQ, basada en la ASHRAE 55 y ASHRAE 62.1, que buscan través de estrategias en el diseño crear espacios que cuenten con calidad de aire al interior, confort térmico, acústico y visual; teniendo como objetivo mejorar la vida de los ocupantes del edificio por medio del suministro de una ventilación abundante, tanto mecánica como natural, que logra un equilibrio adecuado entre la salud humana y el uso de la energía, que aseguren la reducción los contaminantes en el espacio y combatir el SEE.

Al igual que evalúa las vistas de calidad, confort térmico e iluminación interior a través de estrategias bioclimáticas que se vuelve una parte fundamental en el diseño aumentando la productividad en los lugares de trabajo que permiten la entrada de luz natural, lo cual hace que los espacios sean más saludables reduciendo la cantidad de moho, mejorando el sueño y aumentando la vitamina D en los ocupantes; proporcionando controles de temperatura e iluminación a los ocupantes; y buscando estrategias relacionadas al confort acústico tomando en cuenta que la comunicación verbal es fundamental en ámbitos de trabajo y vivienda.  

Una edificación con calidad de ambiente interior debe contar con un ambiente saludable, aire limpio y sin olores, sensación de bienestar, grado de humedad controlados, climatización eficiente y estar libre de ruidos. 

¿CÓMO FUNCIONA LA PLATAFORMA ARC?

¿CÓMO FUNCIONA LA PLATAFORMA ARC?

El Green Business Certification Institute GBCI con el fin de promover la calidad de vida dentro de las edificaciones desarrolló una plataforma llamada ARC, que es un software virtual que permite medir y exhibir el rendimiento de los edificios ecológicos en tiempo real basándose en parámetros establecidos para reflejar un estatus de sustentabilidad. Dentro de las funciones principales está medir el desempeño de la edificación, crear estrategias para mejorar las obras y establecer un punto de referencia entre los edificios que estén conectados al programa, y a los que no, orientarlos para obtener la certificación de Leadership in Energy and Environmental Design LEED.

La plataforma permite la participación de cualquier tipo de proyecto, obteniendo en tiempo real el rendimiento en cada una de sus áreas, lo que permite poder incorporar mejoras en el desarrollo del mismo.

ARC es un complemento a LEED y otros sistemas de certificación en sostenibilidad, estándares, protocolos y guías que permiten la transformación de tecnologías, el uso compartido de la información para lograr la comparación de los rendimientos y mejorar la calidad de los espacios.

La plataforma califica por medio de un sistema de puntuación, con un rango entre 0 a 100 puntos, evaluando las siguientes cinco categorías:

1. La energía por medio del análisis de consumo energético del inmueble.

2. El agua respecto al consumo tanto en el interior como en el exterior.

3. Los desechos con el fin de conocer la cantidad generada y la manera en la que se recicla.

4. El transporte para extraer información sobre los medios de transporte que utilizan los ocupantes para llegar a la edificación.

5. La experiencia del usuario para conocer el estado de los ocupantes respecto al desempeño del proyecto.

Actualmente en El Salvador, se implementa la plataforma ARC en el primer proyecto con certificación LEED Platino, que consistió en la readecuación de las oficinas de MP Service obteniendo una puntuación de 91 sobre 100 en total, con el fin de monitorear de manera más inmediata el consumo de agua, energía, la gestión de desechos, la ubicación analizándolo desde el consumo de combustible y el bienestar de los empleados respecto al espacio de trabajo.

https://arcskoru.com/

WORKSHOP: ESTRATEGIAS DE SOSTENIBILIDAD EN EDIFICACIONES LEED Y HAUS

WORKSHOP: ESTRATEGIAS DE SOSTENIBILIDAD EN EDIFICACIONES LEED Y HAUS

El día 20 de febrero se llevó a cabo el Workshop de Estrategias de Sostenibilidad en Edificaciones: LEED – HAUS, organizado por la Escuela Metropolitana de COAMSS – OPAMSS, donde se dio a conocer los beneficios e incentivos de aplicar estas buenas prácticas amigables con el medio ambiente, y así generar ahorros en desempeño energético y bienestar en los usuarios. Para el desarrollo de la sesión se contó con la participación de ponentes importantes en construcción sostenible en nuestro país y Guatemala.

Se inició con la ponencia del Ing. Juan Francisco Sifontes presidente de El Salvador Green Building Council, quien presentó el panorama general en desarrollo del sector de la construcción sostenible, como los edificios ejemplares en certificación LEED y HAUS en nuestro país, además de mencionar los incentivos de la aplicación de la guía HAUS y abordar los comités desarrollados por el ESGBC.

El Arq. Juan Carlos Valenzuela, co-fundador de W502arquitectura Arquitectura y Vice Presidente de Guatemala Green Building Council, compartió su experiencia de certificación LEED desde el punto de vista de diseñador con su proyecto Hotel Kawilal ubicado en Amatitlán, Guatemala. El cual fue primer Hotel en Centroamérica con la certificación LEED BD+C Gold.

La Arq. Heidemarie de Cienfuegos directora y fundadora de B100 Arquitectos, quienes actualmente desarrollan 20 proyectos en proceso de certificación LEED, dio a conocer los impactos positivos en el uso de la certificación, entre los cuales mencionó la importancia de crear responsabilidad ante el cambio climático; y el papel de las edificaciones sostenibles de brindar un impacto menor e incluso positivo, dando beneficios a las personas y generando ahorros.

El presidente de la Cámara Salvadoreña de la Construcción CASALCO El Arq. Giuseppe Angelucci, compartió los ejes ambientales principales del proyecto Vía del Corso, entre los cuales están: Corredor biológico mesoamericano, biodiversidad, condiciones climáticas, escorrentías pluviales y erosión. Enfatizando en la importancia de comprender como el entorno afecta un proyecto, y como el proyecto impacta en el entorno, darse cuenta de la responsabilidad del sector de la Construcción se debe establecer rutas de trabajo que genere impactos positivos en ahorros y bienestar.

Como última actividad de la agenda se desarrolló un conversatorio con los ponentes Arq. Heidi de Cienfuegos, Arq. Juan Carlos Valenzuela, Ing. Juan Francisco Sifontes, Arq. Giuseppe Angelucci, Dr. Alex Chávez, compartiendo experiencias en construcción sostenible, y la importancia de aplicarlas en el país, el panel fue dirigido por la Arq. Diana Guerra, Directora Ejecutiva de El Salvador Green Building Council.

Agradecemos la invitación de OPAMSS/COAMSS y asimismo extendemos nuestras felicitaciones por promover espacios de aprendizaje y difusión de la certificación LEED y la Guía HAUS la cual es gratuita y promueve diversos incentivos formativos, financieros, simplificados en el proceso de tramitología de aplicación del proyecto.

SOSTENIBILIDAD COMO COMPONENTE CLAVE EN VIVIENDAS DE INTERÉS SOCIAL EN EL SALVADOR – Hábitat para la Humanidad y El Salvador Green Building Council.

SOSTENIBILIDAD COMO COMPONENTE CLAVE EN VIVIENDAS DE INTERÉS SOCIAL EN EL SALVADOR – Hábitat para la Humanidad y El Salvador Green Building Council.

Desde junio del 2019, en el marco del III Congreso Internacional de Liderazgo en Construcción Sostenible realizado por El Salvador Green Building Council, Hábitat para la Humanidad firmó un convenio de colaboración con el objetivo de trabajar para implementar estrategias en sostenibilidad y coordinar esfuerzos para la construcción de viviendas de interés social que tengan el componente de responsabilidad ambiental, ahorros y bienestar para las familias.

Entre los objetivos del convenio era crear capacidades dentro del equipo de Hábitat para la Humanidad, por lo que se comenzaron a realizar reuniones para definir la línea de trabajo y los alcances del trabajo colaborativo, entre las actividades realizadas fueron los talleres de formación en construcción sostenible a los colaboradores, de modo que puedan integrar elementos sostenibles como criterio de construcción.

Además, se determinó como alcance de trabajo, la realización de un estándar de construcción sostenible aplicado para viviendas de interés social, que marque un precedente en la forma de brindar las viviendas de modo que las nuevas viviendas tengan implementados estrategias pasivas de construcción que garantice la eficiencia energética y uso de agua; herramientas como el proceso de diseño integrativo y el trabajo multidisciplinario, fueron clave para el desarrollo de este estándar de construcción sostenible que actualmente se mantiene en proceso de revisión constante para que sea la línea base para la construcción de viviendas.

El componente de sostenibilidad está contemplado como uno de los estándares de calidad de vivienda junto con los de diseño, durabilidad, agua, saneamiento y tenencia segura; esto tendrá como beneficio que las familias beneficiadas puedan tener incorporado a sus viviendas el bajo impacto ambiental, ahorros potenciales en eficiencia y bienestar.